La importancia del certificado ATP

30 de marzo de 2021

Comentarios

Te contamos los datos más importantes que tienes que conocer

¿Qué es el certificado ATP?

El ATP es un certificado que, bajo estándares de la Unión Europea, está relacionado con el Acuerdo sobre Transportes Internacionales de Mercancías Perecederas. Es decir, posibilita que un vehículo pueda transportar este tipo de mercancías. Es un trámite obligatorio que debe pasar todo vehículo que vaya a transportar mercancías que necesiten una cadena de frío desde su origen hasta su destino.

El campo de aplicación del ATP es para los vehículos isotermos, refrigerantes, frigoríficos y caloríficos. Estas inspecciones se realizan con el fin de comprobar la seguridad y detectar posibles deficiencias que se pudieran producir, ya sea por un mantenimiento inadecuado o por el deterioro de materiales a causa de su envejecimiento.

El control de la conformidad y las inspecciones periódicas deben ser obligatoriamente realizadas por los Organismos de Control Autorizado (OCA).

La inspección ATP, responde a la necesidad de preservar la salud de las personas, ya que este tipo de transporte puede ponerla en riesgo en caso de no cumplir con todas las medidas de seguridad fijadas por la legislación, tanto nacional como internacional.

El Acuerdo ATP asegura que las mercancías perecederas se transporten de un país a otro sin que pierdan sus características organolépticas y lleguen al consumidor en condiciones óptimas. Así, el medio de transporte utilizado debe ser capaz de mantener la temperatura idónea para el producto.

El  Real Decreto 237/2000, de 18 de febrero, establece las especificaciones técnicas que deben cumplir los vehículos especiales para el transporte terrestre de productos alimentarios a temperatura regulada y los procedimientos para el control de conformidad con las especificaciones, asignando a los organismos de control autorizados gran parte de las funciones relativas a los controles y certificaciones de este tipo de vehículos.

Periodicidad de las inspecciones ATP

  • Cada 6 años: primera inspección tras la inicial
  • Cada 3 años: inspecciones posteriores
  • Tras reparación o modificación

Para obtener el certificado ATP, hace falta realizar la inspección obligatoria que dicta el Real Decreto 237/2000. Esta evaluación de vehículos isotermos, frigoríficos, caloríficos y refrigerantes sirve para verificar que se están cumpliendo las medidas de seguridad acordadas.

Además, este mismo estatuto incluye modificaciones (Orden ITC 2590/2010 y el RD 380/2001) que indican las especificaciones técnicas para los vehículos especiales. También estipula las características básicas para los ensayos, la construcción y la verificación de los contenedores de mercancía.

Se ha actualizado mediante enmiendas varias veces y, a partir de 2016, cuenta con 50 estados, la mayoría de los cuales se encuentran en Europa o Asia Central.  En este enlace puedes consultar los 50 estados que son parte del ATP desde 2016.

Este Acuerdo ATP exige que se utilicen ciertos tipos de unidades especiales para transportar alimentos perecederos a través de las fronteras y que se inspeccionen periódicamente, por ejemplo; es posible que sea necesario refrigerar, calentar o aislar el equipamiento. El ATP se aplica al transporte por carretera y por ferrocarril, pero no se aplica al transporte dentro de las fronteras de un solo país.

Se contemplan 4 tipos:

  • Isotermo: construido con paredes aislantes, incluidos piso, puertas y techo.
  • Refrigerado: isotermo que, con ayuda de una fuente de frío (hielo hídrico, hielo carbónico, gases licuados..) permite bajar la temperatura en el interior y mantenerla (a 7℃, -10℃, -20℃ y 0℃, clases A, B, C y D, respectivamente), con una temperatura media exterior de +30℃.
  • Frigorífico: isotermo provisto de un dispositivo de producción de frío individual o colectivo (grupo mecánico de compresión) que permite, a una temperatura media exterior de +30℃, enfriar el interior vacío y mantenerlo de forma permanente a diversas temperaturas según la clase (A, B, C, D, E y F)
  • Calorífico: isotermo que permite elevar la temperatura en el interior y mantenerla después de 12 horas sin repostado, a valor constante, no inferior a +12℃.

Desde Romu queremos recordarte la importancia de llevar a cabo todas las revisiones pertinentes según tipología y características de tu vehículo. Si tienes alguna duda, contáctanos. Será un placer atenderte y asesorarte. ¡Romu, siempre en movimiento a tu lado!

Entradas relacionadas

0 Comentarios

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la Política de privacidad